Buscar

¡Demuestra todo tu potencial!

Es inevitable confesar que a veces surge ese pensamiento de: “¿qué puedo hacer para ganarme a mi jefe?” o “¿cómo puedo sobresalir en el trabajo?”, y la realidad es que no está mal pensar en eso, pues solo indica que eres alguien que se preocupa por hacer las cosas bien, sin embargo, no está de más aclarar que no puedes excederte con esas muestras para sobresalir y lo importante es que sean auténticas y no solo una cortina de humo para ocultar que eres una persona contraria a lo que quieres demostrar.


Por eso, si lo que quieres es que tu buen trabajo sea notado o incluso mejorar este para sobresalir y acceder luego a otros beneficios como un ascenso o un aumento de sueldo, te daremos unos consejos que no sobran para hacerle saber a tus superiores todo tu potencial.


Sé una persona propositiva. Si ves que tienes una buena idea o incluso conoces la solución a algún problema que veas en tu trabajo, por más que no pertenezca a tu área comenta esa idea con tus superiores, así demostrarás que te interesas por la compañía en general. Lo mismo aplica para tus propias labores, no hagas solo lo que te piden hacer, propón nuevas ideas para mejorar aquello que ya vienes haciendo.



Con lo anterior aprovechamos para mencionar que también es bueno preocuparte por la empresa. No se trata de estar pensando 24/7 en ella, sino de querer involucrarte en otros asuntos que promuevan siempre la mejoría y el bienestar de esta y de sus empleados. Con esto nos referimos a lo que ya te veníamos mencionado de demostrar interés y esto no lo tienes que hacer solo frente a tu jefe, puedes hacerlo al ayudar a tus compañeros e incluso darles ideas para implementar en sus áreas de trabajo, pues si bien existe un dicho que pregona “nunca sabes para quién trabajas”, ayudar a tus compañeros e involucrarte en asuntos que no te afectan a ti directamente pueden hacerte notar frente a tus superiores y así demostrarás no solo tu interés sino tus habilidades.


Otra técnica muy útil e infalible es ser siempre sincero, una persona con honestidad dará mucho de qué hablar, pero finalmente de cosas buenas. Imagínate que cometes un error y ocultas que fuiste tú, pero piensa también en que aceptas tus errores... claro que hablarán de eso que hiciste, pero valorarán el hecho de que lo hayas aceptado. Piensa también en que puedes ser una persona sincera a la hora de dar tus criterios, sin necesidad de que sean positivos siempre pero sí de una manera constructiva, esto será muy bien tomado y dará muestra de la calidad de profesional que eres.



Tips hay miles, pero lo más importante es poner en una balanza tus valores como profesional y como persona y verás que todo lo bueno comienza a brotar y a dar frutos.

6 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo